Saltar al contenido

Cómo entrenar a un Akita Americano

julio 30, 2023
como entrenar a un akita americano

Si estás pensando en adoptar a un Akita Americano, es importante que sepas que son perros inteligentes, leales y protectores. Sin embargo, también pueden ser tercos y difíciles de entrenar si no se hace de manera adecuada. En este artículo, te daremos algunos consejos útiles para entrenar a tu Akita Americano de manera efectiva y lograr que sea un perro equilibrado y feliz en tu hogar.

Entrenamiento efectivo para tu akita americano

Conoce a tu perro: Antes de comenzar cualquier entrenamiento, es importante que conozcas a tu Akita Americano. Estos perros son conocidos por ser independientes y tercos, por lo que es importante ser paciente y consistente en el entrenamiento. También es importante conocer sus gustos y disgustos para poder motivarlos adecuadamente.

Comienza desde temprano: El entrenamiento debe comenzar desde temprana edad, preferiblemente cuando el cachorro tenga entre 8 y 12 semanas. Esto asegurará que el perro aprenda buenos hábitos desde el principio y que sea más fácil corregir cualquier mal comportamiento.

Usa refuerzo positivo: El uso de refuerzos positivos como golosinas o elogios verbales es una técnica efectiva para entrenar a tu Akita Americano. Estos perros responden bien a la motivación y a la atención positiva, por lo que es importante resaltar sus buenos comportamientos.

Establece una rutina: Los perros funcionan mejor con una rutina establecida, por lo que es importante establecer un horario regular para el entrenamiento y la alimentación. Esto también ayudará a tu Akita Americano a sentirse más seguro y cómodo en su ambiente.

No uses castigos físicos: Los castigos físicos, como golpear o patear a tu perro, no son efectivos en el entrenamiento y pueden dañar la relación que tienes con tu mascota. En su lugar, utiliza técnicas de entrenamiento positivas y paciencia para corregir cualquier mal comportamiento.

Entrena en cortas sesiones: Los Akita Americanos pueden aburrirse fácilmente, por lo que es mejor entrenarlos en sesiones cortas de 10 a 15 minutos. Esto asegurará que tu perro esté enfocado y motivado durante todo el entrenamiento.

Sé consistente: La consistencia es clave en el entrenamiento de tu Akita Americano. Asegúrate de utilizar los mismos comandos y técnicas de entrenamiento en todo momento para evitar confundir a tu perro.

Ejercicio ideal para un Akita Americano

El ejercicio ideal para un Akita Americano es aquel que le permite liberar su energía y mantenerlo físicamente activo. Esta raza de perros es conocida por ser muy enérgica y necesitan mucho ejercicio para mantenerse saludables y felices. Aquí te presentamos algunas opciones de ejercicios ideales para un Akita Americano:

  • Paseos diarios: Los Akita Americanos necesitan caminar al menos una vez al día y preferiblemente durante una hora o más para liberar su energía acumulada. Además, esto les permitirá socializar con otros perros y personas.
  • Carrera y juegos: Los Akita Americanos disfrutan mucho correr y jugar al aire libre. Jugar a buscar y traer objetos o hacer carreras con otros perros son actividades ideales para ellos.
  • Senderismo: Si tienes la oportunidad de ir a la montaña o a la naturaleza, llevar a tu Akita Americano contigo es una excelente opción. Esta raza ama explorar y caminar al aire libre.
  • Entrenamiento de obediencia: El entrenamiento de obediencia también puede ser una forma de ejercicio para los Akita Americanos. Además, les ayuda a mantener su mente activa y a socializar con otros perros y personas.

Edad en la que un akita americano deja de ser cachorro

Un Akita Americano se considera cachorro desde el momento en que nace hasta que alcanza los 12 meses de edad. A partir de los 12 meses, el perro entra en la etapa juvenil, donde continúa aprendiendo y desarrollándose físicamente.

Es importante tener en cuenta que cada perro es diferente y puede alcanzar la madurez a diferentes edades. Sin embargo, en general, se considera que un Akita Americano alcanza la madurez completa a los 3 años de edad.

Durante la etapa de cachorro, es esencial proporcionar al perro un entrenamiento adecuado y socialización para garantizar un comportamiento saludable y equilibrado en el futuro.

Consejo: Comenzar el entrenamiento y la socialización desde temprana edad ayudará a establecer una relación de confianza y respeto mutuo entre el perro y su dueño.

Recuerda: No hay una edad exacta en la que un perro deja de ser un cachorro y entra en la etapa juvenil, pero en general, se considera que un Akita Americano deja de ser un cachorro a los 12 meses y alcanza la madurez completa a los 3 años.

Mejores alimentos para alimentar a un Akita Americano

1. Alimentos crudos: Los Akita Americanos se benefician de una dieta cruda y natural. Esto significa que debería incluirse una variedad de carnes, pescados y vísceras crudas en su dieta diaria. Es importante asegurarse de que la carne sea de alta calidad y que se eviten los huesos cocidos, ya que pueden astillarse y causar obstrucciones intestinales. Además, se pueden añadir frutas y verduras crudas para proporcionar vitaminas y minerales adicionales.

2. Alimentos de alta calidad: Si no se desea alimentar a su Akita Americano con una dieta cruda, es importante elegir alimentos secos o enlatados de alta calidad. Busque alimentos que contengan proteínas de alta calidad y que estén libres de conservantes y subproductos animales. Siempre lea las etiquetas y asegúrese de que el primer ingrediente sea una fuente de proteína de alta calidad, como el pollo o el cordero.

3. Porciones adecuadas: Es importante no sobrealimentar a su Akita Americano. El exceso de peso puede causar problemas de salud a largo plazo, como enfermedades cardíacas y problemas articulares. Asegúrese de establecer una rutina de alimentación regular y consulte a su veterinario acerca de la cantidad adecuada de alimento para su perro.

4. Suplementos: Algunos dueños de Akita Americanos optan por incluir suplementos en la dieta de sus perros, como aceite de pescado o probióticos. Estos suplementos pueden ayudar a mejorar la salud de la piel y el pelaje, así como a mantener un sistema digestivo saludable. Sin embargo, es importante consultar con un veterinario antes de añadir cualquier suplemento a la dieta de su perro.

Por ello, el entrenamiento de un Akita Americano puede ser un proceso desafiante, pero con la paciencia y dedicación adecuadas, se puede lograr una relación maravillosa y enriquecedora con esta raza única. Recuerda ser consistente en tus entrenamientos y utilizar refuerzos positivos para motivar a tu perro. ¡No te rindas y disfruta del proceso de entrenamiento! Esperamos que estos consejos te hayan sido de ayuda. ¡Gracias por leer!

¡Que tengas un día lleno de ladridos y lametones!